Más noticias | Sociedad
Actualizado el 31 de Diciembre de 1969


Secretos de Vida: Escondido en las Tinieblas


Aplaca tu EGO para que la humildad penetre en tu ser

No dejes “tu yo” escondido en las tinieblas, déjalo libre para ser lo que tú deseas ser.

Es importante descubrir nuestro yo interior porque es aquello que activa nuestro motor interno para buscar y encontrar esa mezcla de situaciones que soñamos, anhelamos realizar, llevándose a concretar esos proyectos que, quizás están escondidos en las tinieblas por no ser capaz de hacer lo que deseamos hacer.

Uno de los temas más difíciles, es saber lo que realmente querremos. Estamos acostumbrados y acomodados a realizar lo que los demás quieren, dejando de lado nuestros propios anhelos.

Por eso amerita, conocer tu propio yo para darte cuenta que es lo que quieres en tu vida y la dirección correcta a tomar.

Comunicarse en forma positiva para que cuando te marques objetivos y sigas los pasos a cumplir, lo hagas cuidando tus palabras para que estas te motiven y te hagan sentir mejor.

Si tu yo te empuja a un sueño, tu mente te acompañará a lograr ese sueño en forma positiva diciendo: “Si puedo”, “Si quiero”, “Si lo lograré”, en vez de anteponer el NO.

Entre los deseos, impulsos y las normas prohibidas, actúa el yo como regulador, a fin de evitar posibles frustraciones y lograr la mejor adaptación a la realidad.

¿Qué es el YO?

Es yo es el ego, que puede maximizarse produciendo omnipotencia o minimizar ocasionando la baja autoestima

Actúa como regulador, adaptando todo a la realidad. Se asemeja a las riendas de un caballo que sujeta con firmeza el desboque del mismo.

La sabiduría consiste en comunicarse con el yo interior, manteniendo la calma tratando de realizar una introspección.

¿Qué es la introspección?

Es alejarse, por momentos del entorno y penetrar en las intimidades del ser oculto, aprendiendo a escuchar cuando nos frena la irascibilidad, nos empuja o detiene a realizar un hecho o en la toma de decisiones.

Es conocerse interiormente, sin tapujos ni mentiras, desnudando el alma para saber que deseamos hacer y ser.

Reconocer los errores, aprender que no siempre somos víctimas, ni tampoco (permanentemente) tenemos la razón, aceptar al prójimo con su virtudes y defectos, reflexionando que ese yo te genera una adecuada fijación de límites en el proceseo de tu accionar.

Ese límite, así descubierto y asimilado, cumplirá la misión de situarse frente a la vida real.

Puede llamarse así también: Conciencia, voces internas, intuición, ángel de la guarda, mensaje del ser supremo, pero todo se une en ese yo que a veces, no sabemos o no queremos escuchar.

Si la llamamos conciencia es la que nos impulsa a detener errores, sintiendo culpas por ellos.

Si son voces internas debemos conocer que hay innumerables voces disparadoras de nuestro accionar, siendo las más relevantes las positivas y negativas.

Si creemos que son mensajes de los ángeles protectores o de Dios que nos hablan en silencio, careciendo de la capacidad de escuchar y obedecer.

Toda esta mezcla de creencias y emociones están unidas en el yo interior de cada persona.

Es un encuentro con uno mismo, mirar el interior, advertir tus estados emocionales, los designios de la situación, observar y analizarse, dando lugar a la reflexión de los hechos, circunstancias y momentos día a día.

En ese autoexamen retrospectivo se entrecruzan el antes, el hoy y el después, es una mezcla de sensaciones cognitivas.

Antes emendar los errores para evitar sentir culpas, del hoy aprender a pensar, analizar, reflexionar para luego accionar evitando arrepentimientos por hechos recurrentes.

Es como un examen de conciencia, donde la mente juega con diferentes conceptos entre el pasado, presente y futuro.

*Me equivoqué (pasado) pido perdón (presente)

*Deseo cosas imposibles (vuelvo a la realidad) futuro/presente

*Me avergüenzo de lo que hice (pasado) no lo haré más (futuro)

*Me decisión fue errónea (pasado) lo enmiendo hoy (presente)

*Deseo realizar un cambio (presente), lo haré positivamente (futuro)

Para pensar, analizar, reflexionar

  • Si descubro ese yo escondido en las tinieblas ¡qué sencilla y placentera sería la vida
  • Deseo estar en paz para lograr ser feliz.

Por Mercedes Davire de Llaver

 

 


Etiquetas:



Comentarios

Usuario Contraseña
Mensaje



Click en la foto para ampliar.



























Desarrollo de Pizza Pixel